Servicio de mantenimiento de los frenos

Servicio de mantenimiento de los frenos

¿Por qué es importante el mantenimiento "preventivo" de los frenos?

Sus frenos son un componente de seguridad esencial de su vehículo. Están diseñados para desgastarse lentamente a medida que usted los usa para detener su vehículo de manera segura. Usted no debe esperar hasta que estén en mal estado o desgastados para reemplazarlos, ya que al hacerlo estaría poniéndose en riesgo de producir una falla en los frenos. Y si espera demasiado, los rotores podrían dañarse, lo que le costaría más dinero.

Un poco de mantenimiento preventivo puede ser muy ventajoso. Ayudará a nuestros técnicos a detectar qué parte de los frenos que necesite servicio de mantenimiento, antes de que usted esté en riesgo de una falla en los frenos.

Cada programa de mantenimiento contiene un conjunto completo de servicios de mantenimiento preventivo para los frenos como revisión/rellenado del líquido y una inspección rigurosa. Es una manera conveniente de asegurarse de que todo en su vehículo se revise adecuadamente.

Signos de que puede necesitar servicio de mantenimiento en los frenos

Sus frenos pueden estar desgastados si usted:

  • Escucha chirridos o rechinamientos fuertes o frecuentes
  • Siente un olor acre y como a quemado
  • Siente que el pedal del freno está blando o resulta difícil pisarlo
  • Siente una sacudida o vibración continua en el volante
  • Ve óxido o trozos de metal que caen de sus frenos
  • Ve la luz de advertencia del sistema de frenos encendida

Si se presenta alguno de estos indicios, usted debería programar una inspección de frenos en el concesionario local Ford.

¿Qué sucede cuando llega al concesionario para realizarle servicios de mantenimiento a los frenos?

Usted acaba de traer su vehículo al departamento de servicios de mantenimiento específicamente por un problema con los frenos. ¿Ahora qué? Un asesor de servicio le pedirá a un técnico que diagnostique el problema.

Luego, el asesor del servicio de mantenimiento lo guiará a través del diagnóstico del técnico, paso a paso. Si se comprueba que los frenos necesitan servicios de mantenimiento, no hay un mejor lugar para hacerlo que allí mismo, en el concesionario.

Una vez que haya autorizado los servicios de mantenimiento que nosotros recomendemos para su vehículo, lo repararemos lo antes posible. Y usted puede quedarse tranquilo sabiendo que los frenos Motorcraft® están diseñados específicamente para su vehículo. También puede preguntar sobre las herramientas que usamos para diagnosticar su vehículo y asegurarse de que lo reparemos desde la primera vez. No sólo nos ayudan a nosotros, lo ayudarán a usted a comprender el problema y la solución y además sabrá qué está sucediendo con las partes esenciales de su vehículo cada vez que venga.

Selección de los frenos correctos

Asegurarse de que las partes de repuesto cumplan o superen los estándares del equipo original es la pauta más importante a seguir cuando se reemplazan partes de los frenos en el vehículo. Las partes que no cumplen con los estándares o son falsificadas en otros talleres pueden ser de una calidad muy inferior a la de las partes que se incluían originalmente en su vehículo.

Si recibe servicios de mantenimiento para los frenos en el concesionario, ni siquiera tendrá que pedirnos que usemos partes para frenos que cumplan con los estándares del equipo original. Usamos frenos Motorcraft®, los frenos recomendados por Ford Motor Company para los vehículos Ford, Lincoln y Mercury. Están específicamente diseñados para su vehículo y cumplen con los estándares del equipo original, lo que significa que usted obtiene el mismo nivel de calidad y seguridad de sus frenos, como cuando compró el vehículo.

Elija pastillas y zapatas Motorcraft® para condiciones de conducción normales o pastillas y zapatas de freno Super Duty para vehículos en los que los frenos tienen mucho uso.

Mantenga sus frenos en perfecto estado

No es necesario un cuidado especial. Lo mejor que puede hacer por sus frenos es hacerlos inspeccionar durante cada visita al concesionario. Cada programa de servicios de mantenimiento del vehículo incluye:

  • Revisión y rellenado del líquido de frenos en cada visita
  • Una inspección rigurosa de los frenos cada 15.000 millas o 24.000 kilómetros

Entre visitas también debería:

  • Evitar mantener el freno presionado en superficies planas o empinadas
  • Verificar y rellenar el líquido de freno al menos una vez al año con líquido para frenos Motorcraft®

Lea su guía del propietario para obtener información específica para su vehículo sobre el cuidado de sus frenos.